Manos libres para sandwiches (sí, has leído bien, para sandwiches)

Empresas
0 0

Esta vida moderna que llevamos, ajetreada y con prisas, puede llevarnos a extremos cuanto menos llamativos.

Ya no tiene uno ni tiempo para comer. Necesitamos sistemas de manos libres para no tener ocupadas nuestras extremidades superiores con el teléfono mientras hacemos más cosas importantes que no pueden esperar. Y tenía que llegar el momento en que alguien uniera la necesidad de alimentarse con la imposibilidad de tener un momento de respiro para hacerlo. Podemos ir pegándole mordiscos al bocata mientras no disminuímos nuestra productividad y seguimos tecleando para levantar España. Y aún hay más.

Probablemente no será objeto de una presentación con guapas modelos y fanfarrias y luminarias en el CES de Las Vegas.

Pero seguro que hay alguien que al ver este sujetabocatas se alegra de que por fin la industria se haya decidido a fabricar aquello que tanto echaba de menos. Y no, no siempre sirven inventos parecidos, querido Bob Dylan.

Lo mejor es que no necesitas recargarle la batería. ─Antonio Rentero [The Daily What]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor