Pegamento a nivel molecular con inspiración biológica

Empresas

El uso de pegamentos superfuertes ya da cierto respeto, sobre todo si tienes una especial habilidad para ir dejando restos por cualquier sitio y apoyarte donde menos convenga. Pero si encima está basado en una proteína obtenida de una bacteria bastante virulenta, la verdad es que da bastante mal rollito. Pero a pesar de esto, el desarrollo de un pegamento ultrafuerte a nivel molecular puede ser una herramienta utilísima en innumerables campos.

El caso es que bioquímicos de Oxford han desarrollado este superpegamento gracias a una proteína del Streptococcus pyogenes, la FbaB, que usa para unirse e invadir las células humanas.

Lo curioso de esta proteína es que forma enlaces covalentes muy fuertes entre sí rápidamente, por lo que los científicos han divido la proteína en dos, llamándolas cariñosamente “SpyCatcher” y “SpyTag”. Al juntarse forman una unión tan fuerte que incluso se cargó antes el sistema que usaron para medir la fuerza necesaria para romperlo.

Otras de sus ventajas es que la unión se forma en minutos independientemente de la acidez y temperatura del entorno.

Posiblemente oigamos más noticias relacionadas con este nuevo superpegamento en el futuro, ya no sólo porque permitirá importantes avances a nivel de investigación molecular y también en la ingeniería y en usos cotidianos, sino por gente que al final terminará unida covalentontamente. [PhysOrg]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor