Los técnicos subcontratados de Telefónica van a la huelga

Gestión empresarialRecursos HumanosSoftware

El sindicato convocante AST denuncia la política de subcontratación de Telefónica, que deriva en menos ingresos y una crecente precariedad para los técnicos.

A partir de mañana, los cerca de 15.000 técnicos subcontratados por Telefónica están convocados a una huelga indefinida para protestar por sus condiciones laborales. La convocatoria estatal sigue a la huelga iniciada en Madrid el pasado 28 de marzo, y a ella se sumarán el paro convocado por CGT y co.bas para el 13 de abril y las convocatorias de UGT y CCOO.

Personal técnico de contratas, de subcontratas y autónomos que trabajan para la operadora denuncian que en los últimos 15 años, se han ido reduciendo los precios pagados por Telefonica y precarizado las condiciones de trabajo con cada nueva licitación.

El sindicato convocante AST critica la estrategia de sustitución de la plantilla fija de Telefónica y sus contratas, como Abentel, Cobra o Elecnor, “por cadenas de subcontratación en la que cada nuevo eslabón sufre condiciones más precarias que el anterior”. Así, existe un número cada vez mayor de autónomos y empleados que trabajan 10 horas al día, incluyendo festivos, con contratos por 2 o 4 horas diarias, alquilando sus herramientas y vehículos a las propias contratas, y todo “para poder llegar a cobrar 800 euros netos”.

El detonante a esta situación, denunciada desde hace tiempo, ha sido la nueva reducción por parte de Telefónica del precio de los servicios que le prestan las contratas, informa Público.

La compañía, por su parte, ha anunciado la extensión por tres años de los contratos en vigor con sus empresas colaboradoras, valorados en cerca de 500 millones de euros anuales, sin hacer una nueva licitación.

Telefónica valora esta prórroga como una muestra de compromiso con sus contratas, evitando que el sector “entre en una espiral de competencia en precio que acabaría por precarizar la actividad y pondría en jaque la estabilidad” de la industria.

La huelga no sólo afectará a las contratas y subcontratas de Telefónica, a las que la operadora considera “aliadas clave” para continuar con su despliegue de fibra óptica en los hogares. También a proveedores de Internet y operadoras virtuales que usan las redes de Movistar.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor