Google deberá pagar medio millón de euros de multa por ofrecer Google Maps gratis

EmpresasRegulaciónWorkspace

Un tribunal parisino ha condenado a la compañía de Mountain View a pagar esta cantidad por atentar contra la libre competencia y realizar abuso de poder en la industria de mapas online.

Google se empieza a quedar sin hueco en el cajón donde guarda las demandas antimonopolio y sin efectivo para asumir las multas que muchas de ellas le están reportando. Un tribunal de París ha dictaminado que Google Francia (y su casa madre) tendrán que pagar a Bottin Cartographies 500.000 euros, como compensación por proporcionar servicios geográficos de localización gratuitos en el país galo. A esto se le sumarán otros 15.000 euros de multa por sus prácticas.

Dos años atrás, Bottin, una firma que proporciona servicios de mapas en el ámbito empresarial, había demandado a la firma de la gran G argumentando que había usado Google Maps para tomar el control de la industria de localización online.

“Hemos probado la ilegalidad de la estrategia de Google para eliminar a sus competidores”, ha comentado orgulloso Jean-David Scemmama, fiscal de Bottin Cartographies, en una entrevista con la agencia AFP.”El tribunal ha reconocido el carácter injusto y abusivo de los métodos utilizados por Google que hemos reclamado”.

Google no se quedará con los brazos cruzados tras la sentencia. La empresa californiana ya ha anunciado sus intenciones de apelar. Según el argumento de los de Mountain View, Google Maps no ha reventado nada porque sigue contando con competencia en el mercado de la localizaciòn online.

Como bien apunta el propio Scemmama se trataría de una sentencia histórica, dado que hasta la fecha Google nunca habría sido condenada por algo relativo a Google Maps. Por lo que sí ha sido sancionada la empresa es por Google Street View. En marzo del año pasado era también Francia la que le imponía una multa de 100.000 euros por violación de la privacidad con esta herramienta de localización mediante imágenes fotográficas.

El país galo no hace más que darle quebraderos de cabeza a la empresa de Larry Page, ya que en verano la operadora France Telecom también mostraba su desconfianza con respecto a que Google contara con una cuota tan alta en el mercado de las búsquedas del Viejo Continente.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor