Las grandes empresas pierden 2 millones anuales por problemas de rendimiento digital

CloudServidoresVirtualización

La Transformación Digital está obligando a las empresas a implantar nuevas tecnologías a un ritmo frenético y esto está provocando problemas en el rendimiento digital cada vez más difíciles de gestionar.

La complejidad que están alcanzando las tecnologías actualmente y la rapidez de adaptación a la que se ven sometidas las empresas frena en cierta medida la Transformación Digital, por los problemas de rendimiento que esta revolución está provocando. 

Actualmente los equipos de tecnología de las empresas dedican el 29% de su tiempo a resolver estos problemas, Lo que supone un coste para las organizaciones de 2 millones de euros anuales. Los datos son de un informe de la empresa de rendimiento digital, Dynatrace que recoge la opinión de 800 directores de tecnología de empresas de más de 1.000 trabajadores de Estados Unidos, Reino Unido, francia, Alemania, China, Australia, Singapur, Brasil y México.

Ante la situación actual, el 76% de los encuestados ve imposible gestionar de manera correcta el rendimiento en un futuro cercano.

La solución para que este problema deje de frenan la Transformación Digital de las empresas y el mercado parecen tenerla clara, más del 80% de los responsables de tecnología han asegurado en el estudio que la Inteligencia Artificial será fundamental a la hora de gestionar del ecosistema tecnológico hipercomplejo del futuro.

Sin embargo, esa solución aún está muy lejos y la complejidad de los sistemas no hace más que aumentar, una sola transacción web o móvil utiliza una media de 35 sistemas o componentes tecnológicos diferentes. Hace cinco años la media era de 22.

Las empresas que quieran ser competitivas deben mantenerse actualizadas por eso el 53% pretende adoptar nuevas tecnologías a sus infraestructuras en los próximos 12 meses. El informe detalla que entre esas nueva tecnologías, 9 de cada 10 empresas se decantarán por las nubes múltiples, así como las tecnologías de microservicios y de contenedores que serán utilizadas por más del 80% de las organizaciones.

El estudio también responde a la pregunta de: ¿a qué desafíos se enfrentarán las empresas que adopten estas tecnologías?. Los dos desafíos más importantes para los directores de tecnología son: mantener y configurar la supervisión del rendimiento e identificar las dependencias e interacciones del servicio.

Más en concreto, en el caso de las nubes múltiples, los responsables de tecnología aseguran que es más difícil monitorizar y comprender el impacto que los servicios alojados en ella tienen en la experiencia del usuario. Por otra parte, el 72% de los responsables tecnológicos se quejan de la imposibilidad de monitorizar en tiempo real los microservicios y a más 80% les resulta muy difícil comprender el impacto de la tecnología de contenedores en el rendimiento de la aplicación.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor