5 lecciones en materia de seguridad que ha dejado 2017

Seguridad

¿Cuáles son los grandes problemas de seguridad que marcaron 2017 y que habría que evitar en 2018? Trend Micro responde.

Un año más, los problemas de seguridad se han repetido entre empresas y consumidores de todo el mundo. Y, con el objetivo de no repetir errores, Trend Micro ha publicado una lista con cinco grandes lecciones que deja 2017 y que hay que evitar en 2018.

Por un lado, Trend Micro, destaca que “el ransomware evoluciona”. El ransomware es un tipo de malware que está preparado para secuestrar equipos, incluso cifrando su contenido, para chantajear a sus dueños y pedir un rescate a cambio de su liberación.

“Desde hace varios años, el ransomware ha causado importantes dolores de cabeza a las organizaciones. Pero en 2017 ha sido cuando hemos visto la amenaza utilizada de una manera sin precedentes para causar el caos a una escala global”, dicen desde Trend Micro, en referencia a grandes ataques como WannaCry, Petya/NotPetya o Bad Rabbit. Lo que habría que hacer es actualizar sistemas con los parches que se van lanzando y también contar con copias de seguridad.

Por otra parte, “BEC está costando miles de millones a las empresas”. De octubre de 2013 a diciembre de 2016 fueron más de 5.300 millones de dólares, y Trend Micro cree que la cifra subirá a 9.000 millones por la exposición del personal de las organizaciones y la aplicación de la ingeniería social. Y es que el tema del compromiso del correo electrónico se resolvería con más formación y concienciación “y algo tan simple como garantizar que dos miembros sénior del departamento financiero autoricen y firmen las grandes transferencias de fondos”, apunta Trend Micro.

Además, “empresas de gran renombre siguen cometiendo errores de novatos, todavía”. Le ha pasado a Yahoo, a Uber, a Equifax… “Si no ocurre otra cosa”, señala Trend Micro, “estos incidentes nos dicen una vez más que las empresas aún no tienen los conceptos básicos en materia de ciberseguridad, y están fallando a la hora de extender las políticas a los partners y proveedores”.

También está el tema del nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD o GDPR, por sus siglas en inglés), que comenzará a aplicarse el próximo 25 de mayo. “El cumplimiento de GDPR aún no está funcionando”, según los expertos, que añaden que “la falta generalizada de conocimiento y la aceptación de cúpula directiva siguen siendo preocupantes, a pesar de las altísimas multas que están a la vista por incumplimiento”. En este sentido “las compañías necesitan entender y conocer mejor qué datos tienen, crear un plan de notificación de brechas e invertir en tecnologías más avanzadas para mantener a raya las amenazas”.

Finalmente, los cibercriminales no se frenan. “Del IoT al cloud, las vulnerabilidades seguirán siendo el talón de Aquiles” de las empresas, sin importar “si se encuentran en el firmware del dispositivo IoT, las aplicaciones web, en el software de las instalaciones físicas o en su infraestructura cloud“, enumera Trend Micro.

En este último caso se recomienda apostar por enfoques integrales y automatizados a la hora de realizar actualizaciones y responder a amenazas.

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor