Actualidad TI tunning

Precaución, familia galáctica a bordo

Los muy fans de Star Wars que además ya vayan teniendo una edad y una familia podrán lucir ahora orgullosos estos vinilos adhesivos que pueden colocarse en el cristal trasero del automóvil a modo de recuento galáctico de los miembros de la familia. Sólo necesitas seleccionar el personaje favorito de cada miembro y colocarlos en su orden.

Dale un toque galáctico a tu coche con estos emblemas de naves espaciales

El tunning de coches hace ya tiempo que está muy presente en nuestras carreteras, por las que (todo hay que decirlo) circulan auténticas aberraciones sobre cuatro ruedas, muchas ilegalmente. Otra cosa es dotar a tu vehículo de un pequeño detalle o adorno que lo haga diferente y particular, y ahí veo ya más posibilidades, como estos pequeños emblemas adhesivos que dotarán a nuestro coche de un componente galáctico, emulando así a las naves estelares más famosas de la ciencia ficción. Si nuestro copiloto (amigo o amiga) es más peludo que Chewbacca y el turbocompresor de nuestro automóvil falla tanto como el salto al hiperespacio del Halcón Milenario ¿Por qué no podemos lucir ese emblema molón en la trasera de nuestro bólido?

A la venta el kit que transforma tu iPhone4 en un iPhone5… un nuevo iPhone… lo que sea

Las apariencias engañan, lo que vale es el interior… blablabla Al final habrá muchas personas que no puedan o no quieran sustituir su actual iPhone4/iPhone4S por el nuevo smartphone de Apple si finalmente todo sale como se rumorea y el 12 de septiembre se presenta. El nuevo iPhone, al que se le espera desde hace un par de años bajo la denominación iPhone5 podría ser tuyo, al menos de forma aparente gracias a iPhone5mod, un kit que permite modificar el aspecto exterior embutiendo tu actual terminal en una carcasa que responde a los rumores y filtraciones que se han ido conociendo sobre el hipotético móvil. Ahora la duda es… ¿y si luego el de verdad no se parece?

Llena tu coche de balazos (de pega) y conviértete en el malote del barrio (de pega)

El malote del barrio no es el que llega rodeado de fulanas o matones a la disco de moda.

Es el que aparca en la puerta despreocupadamente un coche con aspecto de colador, lleno de agujeros de bala y como quitándole importancia a la cosa dice “deberíais ver cómo quedó el coche del otro”. En fin, macarras y fantasmas hay en todas partes pero te puedes pegar la vacilada de venir de una noche de lo más animado o incluso tener una buena excusa para un retraso gracias a estas pegatinas que simulan un balazo en la carrocería del coche. Y aún hay más.

Volkswagen T3 "El Bulli", cuando motor, audio y cocina se dan la mano

Entre las cosas curiosas que uno se encuentra cuando asiste a una feria de la electrónica algunas llaman poderosamente la atención por lo minúsculo y moderno… y otras por lo retro y enorme.

Es el caso de esta Volkswagen modelo T3 sobredimensionado (¡8,50 metros!) tuneada interiormente para acoger a un buen número de pasajeros a los que también podríamos llamar comensales puesto que el modelo está bautizado como “El Bulli” en referencia al exquisito restaurante del archifamoso Ferrán Adriá. Y aún hay más.

Un británico de pelo en pecho cumple su sueño infantil convirtiendo un coche de juguete en un coche real

Uno de esos coches infantiles estáticos, que se agitan un poco por unas monedas ya hacen felices a chavales de 3 ó 4 años, tiene una segunda vida como coche de verdad, quizá el más pequeño que se puede sacar a las calles: 99 cm de alto por 66 cm de ancho. Es obra del inglés Perry Watkins, que utilizó la chapa del coche de juguete y la montó en la estructura de un mini quad, con motor de 150 cc. El coche, con limpiaparabrisas, luces, intermitentes y espejos, puede alcanzar más de 60 kilómetros por hora. Eso sí, dentro cabe, como mucho (y con suerte) una persona. Tienes el vídeo después del salto.