Un juez le para los pies a Apple en sus demandas a Kodak

Empresas

Kodak está muy malamente ya, apenas le quedan tres meses para vender sus patentes e intentar salvarse de alguna manera. En su desesperación iniciaron un proceso de demandas a diestro y siniestro, para de alguna manera hacer sus patentes “atractivas”. Apple ha sido el único que como respuesta les demandó también, y ahora un juez les dice que no pueden hacerlo y que si lo vuelven a intentar se meterán en problemas.

El juez Allan Gropper ha decidido que, aunque Kodak puede proseguir con sus demandas y sus planes de venta de patentes para intentar escapar de la bancarrota, las demás compañías, como Apple, no pueden demandarla mientras prosiga en bancarrota.

De hecho no sólo ha parado la demanda que Apple ya había puesto sino que le ha indicado que si intentan presentar una nueva demanda por violación de patentes, siguiendo las leyes estadounidenses de protección de entidades en bancarrota, Apple sería acusada de “acoso de acreedor”.

Visto así puede resultar extraño, ilógico e injusto, ya que si Kodak demanda las demás compañías podrían demandarla, pero claro, hay un elemento diferenciador. Al estar Kodak en bancarrota y necesitar urgentemente la inyección de capital, las demandas interpuestas a ella frenarían su capacidad de conseguir dinero rápidamente.

Por tanto esto no quiere decir que no se pueda demandar a Kodak, sino que sólo no se podrá mientras esté en bancarrota y se ve si desaparece o no. Esto lo sabremos en Junio, pero mientras tienen más o menos libertad para intentar conseguir salir del bache.

Si para Junio no han conseguido el dinero las demandas darán más o menos igual y no prosperarán, así que como no consigan vender sus patentes de saldo tendremos que decir ya definitivamente adiós a Kodak. [Reuters]

Read also :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor