Dell despedirá a más de 2.000 trabajadores tras la compra de EMC

DespidosGestión empresarial

Culminada ya la compra de EMC por parte de Dell, la compañía estadounidense planea llevar a cabo entre 2.000 y 3.000 despidos para reducir gastos.

La compra de EMC por parte de Dell es la adquisición de una empresa de tecnología de mayor precio hasta la fecha, con un coste para Dell de 67.000 millones de dólares. La operación es el resultado de las presiones de los inversores para la venta de la compañía, y para Dell supone una gran inversión que espera que resulte rentable, al integrar en su negocio a uno de los principales suministradores de almacenamiento del mundo.

Pero el enorme esfuerzo económico que ha supuesto esta compra para Dell obliga también a la compañía a tener que tomar medidas para reducir costes. De hecho Dell planea reducir el gasto en 1.700 millones de dólares en los primeros 18 meses tras el cierre de la operación. Tal como ha indicado el portavoz de Dell, Dave Farmer, existen ciertos solapes que se tendrán que gestionar y que supondrán una reducción de la plantilla.

Farmer también ha indicado que esperan que la mejora de los ingresos superen el ahorro de costes, y que el crecimiento de los ingresos impulse el crecimiento del empleo. Michael Dell, fundador de la compañía, ha indicado también que hay cierto solapamiento de funciones tras la adquisición, pero no ha indicado detalles sobre los posibles despidos.

Aunque no se han dado datos concretos oficiales sobre cuántos despidos se llevarán a cabo o cuándo se producirán los mismos, según han indicado fuentes que aseguran conocer los planes de la compañía, Dell tendría previsto despedir a entre 2.000 y 3.000 trabajadores de su plantilla, que con la compra de EMC es ahora de 140.000 trabajadores.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor