Microsoft lanza Surface, su tableta de marca propia con Windows 8

EmpresasPCWorkspace

El producto ha sido creado, diseñado y dotado de software íntegramente por los empleados de la compañía de Redmond.

Unos días después de celebrarse la conferencia de desarrolladores WWDC de Apple (donde se han visto sus nuevos sistemas operativos, iOS 6 y Mountain Lion) y a una semana de celebrarse la de Google (en la que se espera vea la luz el tablet low-cost de la firma), Microsoft sorprendía ayer con un evento en Los Angeles en el que presentaba su primera tableta de marca propia y con Windows 8.

‘Surface’ será la avanzadilla de los de Redmond para su nuevo sistema operativo. Se trata de un equipo “concebido, diseñado y programado enteramente por los empleados de Microsoft” que intentará hacer las veces de un PC y que fue introducido ayer por el propio Steve Ballmer como algo que servirá “tanto para trabajar como para jugar”.

En principio se lanzarán dos modelos de tableta, uno con Windows RT y otro con Windows 8, es decir un primero preparado para la arquitectura ARM y otro que funcionará con procesadores Intel. El primer tablet pesará 676 gramos y contará con 9,3 mm de grosor, mientas el segundo tendrá 903 gramos y 13,5 mm de ancho. El modelo con Windows 8 tendrá una batería más potente, capacidad de hasta 128 Gb (frente a los 64 Gb de máximo de la otra versión) y conexiones como micro SDXC, USB 3.0 y Mini DisplayPort Video. La pantalla en ambos casos tiene 10,6 pulgadas de tamaño y ClearType HD Display.

Microsoft ha querido diferenciarse por el diseño con la presentación de su tablet. Surface incluye un delgado teclado táctil de 3 milímetros que se ha denominado ‘Touch Cover’, y que permite también la realización de gestos mediante un trackpad. Además de teclado, se trata también de una funda que protege a la tableta y que se fija a la pantalla de forma magnética.

La carcasa de Surface está construida además con VaporMg, un material a base de magnesio que permite formar una estructura rígida a partir de metal líquido, y tiene acabado PVD. Dentro de la misma hay un soporte extensible denominado ‘Kickstand’ que sirve para mantener el tablet de pie.

Lo que Microsoft pasó por alto ayer fue tanto la fecha de lanzamiento del producto como los precios de ambos en el mercado. Se espera que Surface se comience a vender este otoño, antes de la campaña navideña. En cuanto al precio, Microsoft no lo ha hecho demasiado bien al no sugerir ni siquiera una horquilla de costes. Tras el lanzamiento del Kindle Fire a finales del año pasado, el factor precio se ha convertido en fundamental en este segmento. En Google aprendieron la lección y en unos días podrían comenzar a vender su tableta low-cost.

Tampoco hay información de cómo se conectará la Surface con otros productos o plataformas de la compañía.

Con este lanzamiento, el tradicional fabricante de software Microsoft se adentra también en la creación de hardware. En este terreno, la empresa de Ballmer ha tenido experiencias muy satisfactorias, como su consola Xbox 360, pero también poco fructíferas. Solo basta recordar al reproductor Zune.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor