Rivvr permite usar Oculus Rift y HTC Vive sin cables

Innovación

Los desarrollos de sistemas de realidad virtual sin cables continúan, y en este caso Rivvr apuesta por un módulo externo que lo permite en los visores HTC Vive y Oculus Rift.

Quizás lo que más esperado por parte de los usuarios de realidad virtual, junto con más contenidos procedentes de las grandes desarrolladoras, es una solución inalámbrica con la calidad y potencia de un PC de altas prestaciones. Ya hay en marcha varias soluciones, que pasan por PC mochila hasta módulos inalámbricos, como el nuevo Rivvr.

La idea de este dispositivo es ofrecer una solución inalámbrica para los principales visores de realidad virtual de PC, HTC Vive y Oculus Rift, en lugar de cerrarse solo a uno de ellos. Al dispositivo colocado detrás de la cabeza, con unos 300 g de peso y una autonomía de entre 3 y 6 horas según el modelo, se conectan directamente los cables de los visores, que se encarga luego de conectar inalámbricamente al PC para el envío de la señal.

A diferencia de otros, Rivvr apuesta por una tecnología propia de compresión de vídeo, que lo reduce a 40-80 Mbps y con una latencia mínima en el seguimiento de movimientos, según la propia compañía de unos 11 ms. Por ahora no han concretado el precio, pero estará entre 200 y 300 dólares, y se pondrá a la venta a finales de primavera de 2017.

Rivvr, ha surgido de una spinoff de la startup Sixa, que comercializa acceso a través de la nube a ordenadores de altas prestaciones. Su objetivo en el futuro es que estos sistemas puedan utilizarse para realidad virtual, evitando que los usuarios tengan que comprar equipos potentes y caros para poder disfrutar de la realidad virtual.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor