Descubiertos fallos de seguridad que afectan a la mayoría de procesadores del mercado

Gestión de la seguridadSeguridad

La vulnerabilidad podría comprometer todos los equipos y dispositivo con chips de las marcas Intel, AMD y ARM.  

Un grupo de investigadores han revelado una importante brecha de seguridad que podría afectar a un gran porcentaje de los equipos informáticos que existen a nivel mundial. Según estos especialistas, los procesadores de marcas como Intel, AMD o ARM muestran fallos de seguridad que se pueden aprovechar para robar información sensible.

Dado que Intel copa el mercado de chips para muchos tipos de equipos, como ordenadores o servidores, y que AMD suele ser el segundo en ventas, el hecho de que esta debilidad esté presente en productos de estas compañías hace que el daño sea potencialmente global y masivo.

De acuerdo a las investigaciones de un grupo de especialistas de Project Zero, de Google, y de otras instituciones académicas y de la industria, y según recoge la agencia Reuters, hay dos tipos de vulnerabilidades.

Uno de los fallos, la que han denominado Meltdown, es específico de los procesadores de la marca Intel. Este permitiría a posibles ciberdelincuentes llegar a la memoria del equipo, dejando expuestos datos claves como las contraseñas almacenadas.

El otro, llamado Spectre, afecta a chips de Intel y de AMD y ARM, llegando a todo tipo de dispositivos: desde ordenadores de sobremesa a portátiles, pasando por smartphones y tablets e, incluso, servidores. Este permite modificar aplicaciones libres de errores para que difundan información del usuario.

La solución pasa por la descarga de un parche y la actualización del sistema operativo. De hecho, Apple y Microsoft ya disponen de las medidas necesarias para arreglar la vulnerabilidad en los ordenadores de sobremesa.

Desde el medio en el que primero se ha desvelado la noticia, The Register, sostienen que las actualizaciones necesarias para solucionar el problema podrían provocar una reducción de hasta el 30% en el rendimiento del equipo. Intel lo niega, explicando que no se producirán de forma generalizada ralentizaciones en el desempeño o que serán insignificantes y temporales.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor