Los referentes femeninos duplican el interés de las niñas por la ciencia y la tecnología

CienciaInnovación

Microsoft se propone impulsar el papel de las mujeres en materias STEM en un mundo en el 90% de los empleos requiere algún nivel de alfabetización digital.

Las mujeres ocupan actualmente más de la mitad de los pupitres de las universidades españolas, pero si se centra la mirada en las carreras tecnológicas el cálculo no llega al 20%. Y prácticamente ocurre lo mismo en el siguiente paso, a la hora de buscar trabajo. Según datos de la AMETIC, patronal española del sectro digital,  en 2017 solo un 37,4% de los empleados en el sector de las tecnologías de la información eran mujeres, una cifra que apenas ha aumentado 5 puntos en los últimos 20 años.

Esta diferencia tanto en el ámbito académico, como laboral tiene graves repercusiones, la Comisión Europea asegura que conseguir la igualdad en la industria digital permitiría elevar el PIB de la UE en unos 9.000 millones de euros anuales, sin embargo, si no se consigue impulsar las ciencias y las tecnologías en las más jóvenes para 2020, 500.000 vacantes de perfiles técnicos en España no se cubrirán por falta de profesionales.

Si estos datos no son suficientes para comprender la importancia de fomentar la educación científica y tecnológica entre las mujeres, tal vez si sirva el hecho de que casi la totalidad de los actuales puestos de trabajo requieren de algún tipo de conocimiento tecnológico, es decir, todas aquellas personas que no tengan algún nivel de formación digital se quedarán fuera del mercado laboral.

Microsoft, dentro de sus objetivos en la responsabilidad social de la compañía, se ha propuesto acercar estos conocimientos a las más pequeñas para que en un futuro decidan dedicarse a las muchas carreras STEM que existe y las que se están creado con la evolución tecnológica.

La empresa estadounidense ha realizado un estudio del cuál ha sacado varios consejos para impulsar el interés de niñas y adolescentes por las carreras científico-tecnológicas:

1. Identificar y dar visibilidad a referentes femeninos en ciencia y tecnología

Más del 60% de las niñas encuestadas no han sido capaces de identificar a ninguna mujer que destaque en este campo y el estudio demuestra que el índice de interés por estos estudios se duplica cuando las estudiantes conocen modelos femeninos. “Es necesario identificar y poner en valor el trabajo realizado por investigadoras, científicas y tecnólogas y establecer oportunidades de mentoring que las pongan en contacto con las jóvenes” propone Pilar López, presidenta de Microsoft España.

2. Generar interés

“Cuando las niñas y adolescentes tienen información amplia y relevante sobre los beneficios y el impacto de la tecnología en la vida de las personas, su interés por las carreras STEM se duplica” asegura el estudio de Microsoft, que en este sentido organizará un encuentro con niñas y adolescentes interesadas en asignaturas técnico-científicas en colaboración con Fundación Esplai, y presentará una serie de vídeos en los que las niñas exponen su visión sobre la ciencia y la tecnología, para después recibir la respuesta, también en formato vídeo, de mujeres profesionales del sector.

3. Proporcionar experiencias reales

Sólo el 31% de las niñas europeas participa habitualmente en actividades extraescolares de carácter científico-tecnológico, que en su mayoría son lideradas por hombres. Para ello compañías como Microsoft ha organizado con motivo del Día de las Niñas y la Tecnología, o Girls in ICT Day, unos cursos de programación y robótica impartidos por sus empleadas y empleados a más de 1.800 niñas y niños españoles.

4. Apoyar su vocación

“El porcentaje de niñas interesadas en cursar estudios superiores de ciencia y tecnología que reciben apoyo de sus padres y profesores duplica a las que no reciben este refuerzo positivo por parte de su entorno” explican desde Microsoft

5. Fomentar un entorno de aprendizaje adecuado

Este último punto estaría también relacionado con el anterior, pues ya se sabe que la combinación la educación de madres y padre junto con la que se recibe en el colegio es la combinación decisiva. Tan importante es recibir una educación igualitaria en casa como en la escuela. Además, “las niñas necesitan un modelo de aprendizaje en ciencia y tecnología que promueva la curiosidad y la experimentación y no penalice el error”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor