Actualidad TI Ley Sinde

La Ley Sinde se esquiva con clones

Tras el cambio de SeriesYonkis a SeriesCoco, esta semana Wamba cerró Vagos.es y lanzó Zasca.com, un sitio con la misma filosofía de fondo.

Aznar vigilará las descargas de Internet desde la nueva agencia estatal que asume las competencias de la SGAE

El Consejo de Ministros de este viernes podría venir cargado de sorpresas para los internautas.

Al parecer el nuevo ejecutivo de Mariano Rajoy está decidido a combatir la piratería, proteger la propiedad intelectual de canciones, películas, libros y demás productos artísticos y culturales y al mismo tiempo librarse de la mala imagen que se ha labrado una agencia como la SGAE, necesaria para gestionar los derechos de los autores pero muy polémica, con oscuros manejos por parte de su directiva y además en un ámbito en el que la legislación (Ley Sinde) está muy contestada desde todos los sectores.

Para ello parece ser que desde el Ministerio de Cultura se aboga por la creación de una novedosa agencia estatal de gestión del patrimonio intelectual que asumiría parte de la competencias que hasta ahora tenía la SGAE y todo apunta a que a la cabeza de dicha institución estaría el expresidente José María Aznar.

Su misión sería, entre otras tareas, supervisar todo el tráfico de Internet generado por las descargas consideradas ilegales. A continuación te ampliamos la información.

La Ley Sinde será aprobada hoy

Ramón Jaúregui, ministro de Presidencia, ha confirmado que la polémica medida sí estará incluida en el Consejo de Ministros de hoy y que contará con el apoyo del PP.

La Ley Sinde ya está en vigor

La polémica disposición final segunda se ha publicado junto a toda la Ley de Economía Sostenible en el BOE de este sábado.

El Congreso aprueba la Ley Sinde

Tras un debate en el que se apenas se mencionó el tema de las descargas ilegales, el polémico texto fue aprobado por 323 votos a favor, 19 en contra y 1 abstención.

El Senado aprueba la Ley Sinde

El texto pasa su penúltimo obstáculo por 248 votos a favor, 5 en contra y una abstención, por lo que ya solo le queda ser aprobado en el Congreso.